18 agosto 2017
Yemen: Se debe dejar en libertad a activista detenido por las fuerzas huzíes y pro Salé en el marco de la creciente represión de las críticas
Palabras clave

Las fuerzas huzíes y partidarias de Salé de Yemen deben dejar en libertad de inmediato y sin condiciones a un destacado activista político que se halla recluido arbitrariamente en la capital yemení, Saná, desde el 14 de agosto sin acceso a un abogado ni a su familia, ha manifestado Amnistía Internacional.


El 14 de agosto, alrededor de las tres menos cuarto de la tarde, Hisham al-Omeisy, de 38 años, fue detenido arbitrariamente en Yawlat al Misbahi, al sur de Saná, por unos 15 agentes de la Oficina de Seguridad Nacional armados. Cuatro días después, la Oficina de Seguridad Nacional lo mantiene aún recluido en régimen de incomunicación en un lugar no revelado.


“Hisham al-Omeisy está recluido sin cargos y sin haber comparecido ante un juez, lo que constituye una infracción de la Constitución de Yemen, en virtud de la cual toda persona detenida debe ser llevada ante un tribunal en el plazo de 24 horas”, ha manifestado Samah Hadid, director de Campañas de Amnistía Internacional en Oriente Medio.

Hisham al-Omeisy está recluido sin cargos y sin haber comparecido ante un juez Samah Hadid, director de Campañas de Amnistía Internacional en Oriente Medio.

“Esta detención ilustra hasta qué extremos están dispuestas a llegar las autoridades locales huzíes y pro Salé para silenciar a los activistas pacíficos. Hisham al-Omeisy es preso de conciencia, cuyo único delito es el ejercicio pacífico de su derecho a la libertad de expresión, y deber ser puesto en libertad de inmediato.”


Hisham al-Omeisy es un activista político que cobró fama durante la Primavera Árabe y en el actual conflicto yemeni. Se ha convertido en una voz destacada y respetada por sus comentarios y análisis sobre el conflicto armado en continuo cambio de Yemen en las redes sociales.


Información complementaria


Desde mediados de 2016 se han intensificado en Yemen las detenciones arbitrarias y las desapariciones forzadas, cometidas por las diversas partes enfrentadas en el país.


Entre las víctimas figuran personas que se mostraban críticas, opositores políticos, periodistas, defensores de los derechos humanos y miembros de minorías, como la comunidad bahaí.


Yemen es Estado Parte en el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, que garantiza el derecho a la libertad de asociación y de expresión.

COMPARTE