03 abril 2017
La aprobación del nuevo asentamiento ilegal en Cisjordania demuestra un flagrante desprecio por el derecho internacional

Tras la aprobación por el gobierno israelí de un nuevo asentamiento en la Cisjordania ocupada, el primero desde hace más de 20 años, Magdalena Mughrabi, directora adjunta del Programa de Oriente Medio y el Norte de África de Amnistía Internacional, ha declarado:


“La aprobación por Israel de un nuevo asentamiento ilegal en la Cisjordania ocupada, el primero en más de 20 años, es sumamente alarmante y no puede justificarse por la necesidad de albergar a los residentes de un asentamiento previamente desmantelado.


“Tales actividades constituyen una flagrante violación del derecho internacional humanitario y, de acuerdo con el Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional, un crimen de guerra.


“Israel tiene la obligación de desmantelar todos sus asentamientos y reubicar a sus ciudadanos fuera de los Territorios Palestinos Ocupados.”


Israel afirma que el nuevo asentamiento propuesto albergará a familias desalojadas del puesto avanzado de Amona, desmantelado el mes pasado después de una sentencia del Tribunal Supremo de Israel según la cual había sido construido ilegalmente en tierras palestinas de propiedad privada.

Palabras clave
COMPARTE