10 abril 2015
Jóvenes africanos lanzan campaña sobre rendición de cuentas de empresas y el derecho al desarrollo
Los dirigentes políticos africanos y las grandes empresas deben dejar de vender el futuro de la juventud del continente y comenzar a promover modelos de crecimiento alternativos basados en el empoderamiento de la juventud, el desarrollo humano y los derechos humanos, han afirmado hoy Amnistía Internacional y la Iniciativa Sociedad Abierta para África Austral en la presentación de la nueva campaña #AfricaNot4Sale (África no está en venta) en Johannesburgo.

African migrants risk all in the Mediterranean Sea


La mesa redonda criticará la narrativa "Africa Rising" (África se levanta) de un futuro basado únicamente en el crecimiento económico y sugerirá modelos alternativos. Reunirá a 20 notables jóvenes defensores de los derechos humanos de todo el continente africano en la Bolsa de Valores de Johannesburgo como parte de un diálogo en forma de mesa redonda sobre rendición de cuentas de las empresas en la vida social y económica de la juventud de África.

"La juventud de África es marginada desde hace tiempo de las iniciativas y los debates relacionados con el desarrollo de su propio continente. Han sido meros observadores mientras las empresas multinacionales se dividían y compartían el botín de África con la aprobación de sus gobiernos, y se han sentido demasiado impotentes y, en muchos casos, demasiado desinteresados para intervenir. Los jóvenes desposeídos y desempoderados dicen #AfricaNot4Sale [África no está en venta]", ha afirmado Simphiwe Dana, galardonada cantante afro-soul sudafricana y apasionada activista de la justicia social y económica, que es embajadora de #AfricaNot4Sale.

Los participantes en la mesa redonda tienen diversos orígenes y proceden de distintos sectores que abarcan todas las subregiones del continente africano. Vienen de Kenia, Mauricio, Senegal, Ghana, Nigeria, Egipto y otros lugares, en representación de bases de respaldo juveniles consolidadas en sus respectivos países, y destacan por su actividad en cuestiones de derechos humanos. Los participantes tienen entre 20 y 30 años de edad.

Esta reunión impulsada por jóvenes tiene como objetivo deconstruir la narrativa "Africa Rising" utilizando la perspectiva de los derechos humanos a fin de sacar a la luz las contradicciones del crecimiento económico en relación con el desempleo juvenil, el ahondamiento de la pobreza juvenil y el aumento de las desigualdades entre los jóvenes.

"A pesar de la euforia que rodeaba las proyecciones del crecimiento de África en los últimos años, las desigualdades -alimentadas por las elevadas tasas de desempleo y la pobreza profundamente arraigada- siguen menoscabando el bienestar social y económico de la juventud en toda la región. Esta situación es inaceptable y tiene repercusiones de gran alcance para los derechos humanos y las libertades fundamentales", ha afirmado Edward Ndopu, coordinador regional de Activismo y Juventud para África de Amnistía Internacional.

África es la región del mundo con mayor población juvenil. Según la Comisión Económica para África de las Naciones Unidas, el promedio de edad de la región es de 19,7 años. Este dato contrasta claramente con el promedio de edad del mundo en su conjunto, que es de 30,4 años. Pese a constituir una proporción tan amplia de la población de África, las personas jóvenes siguen estando en gran medida excluidas y desfavorecidas en lo que a derechos sociales y económicos se refiere.

"Africa Rising" y otros modelos de desarrollo económico tienden a ignorar la precariedad de la situación de muchas personas jóvenes en toda la región. Por ejemplo, según African Economic Outlook, por término medio, más del 70 por ciento de la juventud de África vive con menos de 2 dólares estadounidenses al día, cantidad que constituye el umbral de pobreza definido internacionalmente. Al mismo tiempo, África cuenta supuestamente con 7 de las 10 economías que registran el crecimiento más rápido del mundo.

"Hay un claro desencuentro con "Africa Rising", que -francamente- se ha convertido en una narrativa ciertamente gastada y divorciada de la realidad socioeconómica sobre el terreno. Esto, obviamente, plantea la cuestión: ¿para quién se está levantando África? La respuesta, creemos, debe llevarnos invariablemente a un diálogo profundamente crítico y matizado sobre el papel de los actores estatales y no estatales en la perpetuación del statu quo", ha afirmado Edward Ndopu.

Información complementaria

El objetivo primordial de la Mesa Redonda de la Juventud de África, que tiene lugar en la Bolsa de Valores de Johannesburgo el viernes 10 de abril de 2015, y la Academia de Dirigentes Africanos el sábado 11 de abril de 2015, es generar cinco recomendaciones que se llevarán al Foro Económico Mundial sobre África en junio de 2015 como parte de una campaña sostenida de #AfricaNot4Sale de ámbito continental en pro de la rendición de cuentas de las empresas en la vida social y económica de la juventud de África.